Ingreso a la universidad: un desafío lleno de oportunidades

Autor: Admisión UTEM|
Un mundo nuevo es la universidad, plagado de nuevas experiencias y compañeros, lo cual muchas veces afecta de una manera inesperada en la cotidianeidad de los estudiantes. Qué hacer para llevar de mejor manera este proceso.

El paso del colegio a la universidad puede ser un gran desafío y presentar algunas dificultades, especialmente en un inicio. Muchas cosas se dicen antes de dar este paso, las que lejos de ayudar, pueden generar más nerviosismo e incluso temor en los primeros momentos.

Sin embargo, el mayor obstáculo muchas veces es personal, por lo que prepararse de una buena manera y dejar de lado los miedos resulta primordial, para que la adaptación sea más amable, teniendo en mente que el comienzo de esta etapa está cargado de oportunidades futuras.

Es por esto que el equipo de profesionales del Programa de Acompañamiento Estudiantil (PAE), de la mano de su coordinadora Daniela Harris, entrega una serie de consejos que pueden ser útiles para que el ritmo y las exigencias universitarias no sean tan pesadas, y se pueda sacar provecho de los beneficios disponibles.

Según explica el equipo, una de las primeras cosas que hay que realizar es familiarizarse con la carrera, estudiando la carga académica y prestando atención en lo que cada ramo aporta en la formación profesional, especialmente aquellos ramos que requieren continuidad. En este sentido, es importante conocer cuál es el enfoque de la carrera y las oportunidades de desarrollo que ofrece, como las innovaciones que explora, los talleres y los espacios formativos extracurriculares que se imparten.

Para estar atentos a las oportunidades disponibles, es recomendable estar pendiente de lo que ocurre al interior de la universidad. Por ejemplo, conocer los proyectos e iniciativas que se desarrollan dentro de la carrera, facultad y/o campus, pues pueden despertar las inquietudes que guíen la orientación profesional.

En este sentido, es recomendable tener cercanía con los estudiantes de años más avanzados, ellos puedan entregar asesoría pertinente desde su experiencia, junto con entregar consejos que ayuden a organizar la carga académica y facilitar los estudios.

Otra recomendación es asistir a la primera semana de clases, pues en ese momento los profesores explican sus ramos, el avance y tratamiento de las materias durante el semestre, el sistema de evaluaciones y las exigencias que se deben cumplir. Esto sirve para tener un panorama claro de cómo será el inicio académico y resolver dudas que puedan surgir.

Siguiendo esta línea, los hábitos de estudio resultan indispensables para el desempeño universitario. Si los hábitos no se adoptaron durante el colegio o la preparación para la PSU, comenzar la universidad creando horarios y rutinas de estudio desde un principio es indispensable, para obtener buenos resultados y evitar el estrés a lo largo de toda la carrera.

Un buen consejo es la formación de lazos de amistad entre compañeros y una red de apoyo. Crear grupos de estudio, compartir y resolver dudas en conjunto e incluso, compartir momentos de dispersión, servirá para que la carga académica sea menos dura.

De la misma forma estar al tanto de las actividades y los beneficios que entrega la UTEM, como las becas internas, el Programa de Tutores, el Sistema de Bibliotecas e incluso los servicios que presta el mismo PAE, puede ser de gran utilidad.

Y por último, la confianza propia es un eje central. Explorar y reconocer las capacidades personales para poder utilizarlas en beneficio propio, ayudará a generar seguridad ante los desafíos.

El paso para la universidad puede definir muchos aspectos en el futuro. Por eso, para Daniela Harris es importante tener en cuenta que “vivir esta experiencia con entrega y dedicación puede ayudar a sacar el máximo provecho de esta etapa”.

Etiquetas:

Deje un Comentario

ADMISIÓN 2019

UTEM-TV

NOTICIAS

Más vistos

WordPress Image Lightbox